22

MÉRIDA.- Dice el sabio refrán: “El miedo no anda en burro”, y eso lo podemos palpar fácilmente en las estrategias ofensivas del equipo de Alfredo Rodríguez y Pacheco, candidato de Renán Barrera y Hugo Sánchez Camargo a la presidencia del CDE del PAN, quien hasta pagó un anuncio en Facebook para difundir un video en el que se habla mal de su contendiente, Raúl Paz Alonso.
En la “fan page” creada por los “asesores” en comunicación del ex senador se comparten notas viejas que hacen alusión al diputado federal, así como las actuales notas publicadas por un rotativo pro panista en el que tildan de priista a Paz Alonso.
Estas medidas representan estrategias desesperadas de los “alfredistas” quienes no ven lo duro sino lo tupido en esta campaña interna, en donde el ex senador tiene todo que perder, y seguir como desde hace 3 años que no cobra en ningún puesto público.
A Rodríguez y Pacheco lo apoyan expertos trapecistas políticos, comenzando con Beatriz Zavala Peniche, quien lleva 18 mamando de la ubre oficial, y ya amarró otros tres años como diputada local, por lo que cuando concluya la próxima legislatura habrá cobrado 21 años de exorbitantes sueldos del erario, simulando que critica al PRI.
Alfredo Rodríguez y Beatriz Zavala siempre fueron rivales, pero ahora en su intención por impedir que Paz llegue al CDE hasta se unieron, pues el ex senador ya le garantizó a la “Tía Betty” que de ganar ella sería la próxima coordinadora de la bancada panista en el Congreso del Estado.
Lo que no toma en cuenta Alfredo es que la Tía Betty no opera nada, al no tener delegaciones federales Beatriz Zavala no tiene nada que ofrecer a los militantes, y como jamás se ha parado en la casa de los panistas “de a pie”, pues simple y sencillamente no representa ni voto para Rodríguez.
También están con Alfredo otros “chapulines” como Jorge “el Chino” Wong, quien se la pasa brincando de ayuntamiento en ayuntamiento, así como Julio Sauma, quien nuevamente desea cobrar como secretario del CDE del PAN.
Y en una muestra más de incongruencia, los panistas que tildan a Paz de priista por llevarse con Emilio Gamboa Patrón, como Hugo Laviada, olvidan que la relación que tenía Paz con el coordinador de los senadores priistas es por el parentesco, ya que Gamboa es primo de Patricio y Cecilia Patrón Laviada.
Pero al separarse Paz de Cecilia se acabó el parentesco; sin embargo, el senador (Gamboa Patrón) seguirá siendo primo de Patricio Patrón, fuerte promotor de Alfredo Rodríguez, sin embargo, eso bien que se lo callan los oficialistas.